Se realizó la segunda reunión con la Junta Interna de ATE por la implementación de la Ley Micaela

858

Los agentes del Estado deberán cursar y aprobar la capacitación que establece la Ley Nº 3201, sobre sensibilización y capacitación en materia de género, derechos, masculinidades, políticas públicas y violencia de género y contra las mujeres.

El Jueves 18 de junio en el Concejo Deliberante se votó por unanimidad la adhesión a la Ley Micaela, Ley Provincial N° 3.201, de Capacitación Obligatoria en Género para todas las personas que se desempeñen en la función pública en todos sus niveles y jerarquías del poder ejecutivo, legislativo y judicial del Estado Municipal.

La misma, establece la sensibilización y capacitación obligatoria de manera permanente en género, derechos, masculinidades, políticas públicas y violencia de género y contra las mujeres.

En este orden, a comienzos de la semana se realizó una capacitación a cargo de la Dirección de Derechos humanos, Equidad de Género, Diversidad y Mediación Comunitaria Municipal, dependiente de la Secretaria de Desarrollo Social y DDHH. Emilia Otharán, al frente de la Dirección, explicó que “todos los agentes del Estado deben cursar y aprobar todos los años la capacitación”.

Todos los agentes del Estado deben cursar y aprobar todos los años la capacitación. El incumplimiento será considerado una falta grave que incluirá sanciones y obstaculizará el ascenso a un cargo superior en caso de que corresponda.

“Si bien la violencia de género no se frena sólo con capacitaciones estatales, éstas son fundamentales a la hora de avanzar hacia un Estado presente” explicó Otharan. “Por eso, hoy estuvimos, en la segunda reunión con la Junta Interna del sindicato (A.T.E.) trabajando en la forma y contenido que tendrá la capacitación en el ámbito Municipal”, agregó.

Por último, el objetivo es trabajar en la implementación de las capacitaciones a partir del mes de agosto. Esto implica realizar un exhaustivo trabajo, adaptando las disposiciones de acuerdo a la realidad de cada sector. De esta manera, en un trabajo conjunto con el gremio, se espera llegar a todos los trabajadores para trabajar siempre desde una mirada de los derechos humanos.