Hoy se conmemora el 10° Aniversario de la sanción de la Ley de Identidad de Género

210

La Ley 26.743 de Identidad de Género fue sancionada el 9 de mayo del 2012 y promulgada el 24 de mayo del mismo año, marcando un hito histórico en nuestro país, permitiendo a las personas trans (travestis, transexuales y transgéneros) ser “Sujetos de Derecho” respecto a su identidad auto-percibida, reflejándose en sus registros y DNI, con nombre y género de elección.

Esta Ley además garantiza que todos los tratamientos médicos de adecuación a la expresión de género sean incluidos en el Programa Médico Obligatorio, incluyendo la cobertura de las prácticas en los sistemas de salud tanto públicos como privados.

Durante décadas se estigmatizo y rotuló de “enfermas” a las personas trans, catalogándolas de sufrir “trastornos mentales” ó “disforias de género”. La Ley 26.743 establece en este sentido la no patologización de las personas trans, garantizándoles un trato digno.

Hoy, desde la Dirección de Derechos Humanos, Género, Diversidad y Mediación Comunitaria celebramos los 10 años de esta sanción, reiterando que la obtención de derechos dignifica y humaniza. Además, recordamos en un día como hoy a Jennifer Castro, vecina y oriunda de San Martín de los Andes, víctima de un asesinato en la provincia de Santa Fe. Tan joven, tan llena de sueños, deseos e ilusiones arrebatadas. Jennifer fue despojada de su identidad, de sus derechos, de vivir su vida en libertad, sin estigmas, sin violencia, sin patologización. Nos preguntamos qué hubiera sido de ella con esta Ley, haciendo pleno uso de sus derechos de SER.

Hoy celebramos los 10 años de esta Ley en memoria de Jennifer y de todas aquellas personas cuyas vidas fueron arrebatadas.